Terrazas de estilo  por Aldo Rampazzi Studio di Architettura

Aprende la forma correcta de limpiar los vidrios de tu hogar

Jose Loarte Jose Loarte

Solicita Cotización

Número incorrecto. Por favor, compruebe el código del país, prefijo y número de teléfono.
Al hacer clic en 'Enviar' confirmo que he leído los Política de protección de datos y acepto que mi información anterior sera procesada para responder a mi solicitud.
Nota: Puedes cancelar tu consentimiento enviando un email a privacy@homify.com con efecto futuro
Loading admin actions …

Emplear cristales para la decoración de un hogar siempre dará como resultado espacios llenos de frescura, resplandor y estilo, por ello, es ideal que su transparencia y brillo jamas se pierda, de esta forma aseguramos el mantenimiento del estilo y la decoración dentro de nuestros espacios, para lograr esto debemos tener muy en cuenta que la única forma de mantener ese toque especial de los cristales solo se logrará con una limpieza periódica de los mismos, ejecutándola de una forma correcta y con los elementos indicados, es por eso que hoy les traemos este gran articulo, donde les mostraremos como pueden mantener intactos y relucientes los cristales de su hogar, como si recién los hubiesen incorporado a la decoración de su casa, acompáñennos y sean testigos de pequeños consejos que le facilitaran la tarea dentro de su vivienda y te harán lucir como todo un profesional de la limpieza.

1. Ejecutar la limpieza en tres pasos sencillos

Baños de estilo  por Sakurayama-Architect-Design
Sakurayama-Architect-Design

House with the bath of bird

Sakurayama-Architect-Design

Realizar la limpieza de tus cristales no tiene por qué ser una tarea complicada, solo te bastará con seguir estos tres pasos que a continuación vamos a detallar y verás que podrás tener grandes resultados.

Primero debes comenzar por retirar el polvo de la superficie de tus cristales, ya que no hacerlo solo te dará como resultado final superficies con manchas y opacidad, para ello puedes emplear trapos secos, plumeros o hasta aspiradores de mano, también es importante que las bisagras y los marcos estén limpios para lograr un buen acabado en conjunto, para esas zonas un pequeño cepillo o pincel será más que suficiente.

Luego de ejecutar este primer paso prosigue untando en la superficie una mezcla de agua con vinagre o si prefieres detergente neutro, esto empleando una esponja del tamaño de la palma de tu mano, la esponja evitara que la superficie de tus cristales sufra rayones o algún tipo daño.

Y para terminar y dejar reluciente tus cristales solo te bastara darle una última limpieza con un trapo seco, quitando toda la humedad y frotándola en forma circular para lograr el resplandor deseado.

2. Aplicando la lógica de la gravedad para limpieza

Un problema muy usual en la limpieza de los cristales son las constantes manchas que pueden quedar si es que no ejecutamos bien el proceso de limpieza, para ello aunque parezca muy lógico, debemos emplear la gravedad, si no sabes a que nos referimos te pasaremos a explicar.

La lógica de la gravedad consiste en limpiar de arriba hacia abajo de forma totalmente vertical, de esta forma el polvo y la suciedad caerá directamente al piso sin almacenarse en ninguna otra zona, de esta forma cuando apliquemos el liquido limpiador este actuara en una zona totalmente despejada de partículas de suciedad.

Otra recomendación adicional es la de limpiar los cristales en días nublados, ya que de hacerlo en días de intenso sol este hará que el líquido limpiador seque de manera rápida sin dejar que este actúe adecuadamente en la superficie y dando como resultado una superficie con manchas y nada agradable.

Recuerde que como paso final luego de aplicar el líquido limpiador y dejarlo secar apropiadamente, deberá retíralo con un trapo seco de algodón frotándolo circularmente para obtener el brillo deseado.

Lo mágico que puede resultar el vinagre

El vinagre es un elemento que aunque no lo crean posee grandes propiedades de limpieza, su compuesto ayuda a que las partículas de suciedad puedan ser retiradas fácilmente, dejando como resultado una superficie bastante reluciente, pero cuidado, esta no debe aplicarse directamente, el vinagre tiene una preparación especial que que a continuación pasaremos a detallar.

En un vaso de agua agrégale otro de alcohol, a esta combinación vértele una cucharada de vinagre y listo, tendrás un líquido limpiador bastante potente y con resultados geniales.

Agua caliente solo para casos extremos

Seguramente habrás escuchado una muy conocida frase que dice esto no sale ni con agua caliente pues bien, aunque no lo creas esto tiene una muy buena base científica, lo que sucede es que el agua caliente maximiza el efecto de cualquier liquido limpiador, ya sea de nuestro buen amigo el vinagre o algún limpiador industrial, al juntarlo con agua caliente su efecto se  multiplica considerablemente, por ello si es que por algún motivo estuviste lejos de tu casa y encontraste tus cristales con la peor apariencia posible o si no tuviste tiempo necesario para tener limpio tus cristales o si simplemente tus cristales tienen una mancha que te parece imposible de sacar, no dudes en aplicar agua caliente fusionado con cualquier liquido limpiador, te aseguramos que tendrás grandes resultados.

Un resumen de lo que debes hacer

Para resumir mantener la limpieza de tus cristales es una tarea bastante sencilla, solo debes preocuparte en ejecutar la limpieza periódicamente, una vez por mes debe ser más que suficiente, no olvides siempre retirar primero las partículas de polvo con un trapo seco y quitarlas también de los marcos de tus cristales ya sea con un cepillo o un pincel, posteriormente a ello aplica el líquido limpiador, sea casero o industrial, y déjalo secar adecuadamente para luego retirarlo con otro trapo limpio y seco.

Es una tarea que como verás es muy sencilla de llevar a cabo, lo único que puede traerte problemas son los cristales ubicados en las partes altas, pero con una buena escalera o una extensión del brazo, hecha por cualquier material, podrás ejecutar la limpieza sin ningún apuro, los beneficios de mantener tus cristales limpios son infinitos y no puedes privarte de ellos.

¿y que es lo que debes evitar hacer?

Pues básicamente es no seguir los pasos indicados, como por ejemplo no limpiar el polvo de la superficie de tus cristales antes de aplicar el líquido limpiador, no usar trapos de algodón y en su lugar emplear trapos rígidos que pueden dañar la superficie de tus cristales, limpiar tus ventanas en días de intenso sol y no ejecutar la limpieza periódicamente, ya que de no hacerlo de esta forma no obtendrás los resultados deseados.

Si te gustó este articulo no puedes perderte el siguiente 10 Errores comunes que puedes evitar al decorar tu hogar

¿Qué te pareció este artículo?
Casas de estilo  por Casas inHAUS

¿Necesitas ayuda con tu proyecto? ¡Contáctanos!

¡Encuentra inspiración para tu hogar!