Instalador de Pisos en Chincha Alta: Encuentra Instalador de Pisos | homify

0 Instalador de Pisos en Chincha Alta

Área geográfica
Tu búsqueda no ha dado resultados. Sé el primero en subir fotografías a esta categoría.

A orillas de las hermosas costas del Océano Pacífico del maravilloso Perú se encuentra Chincha Alta, o simplemente Chincha (como se le llama generalmente), con una temperatura promedio de 19,3 °C. En sus tierras habitaron los Chinchas y los Incas, dejando un gran impacto cultural en la región.

Chincha Alta está habitada por gente trabajadora, que ha progresado mediante la creación de microempresas de variada índole, y que se han convertido en la fuente principal de ingresos para la región.

Dado que cada vez hay más microempresas en la región, y que más del 75% de la población tiene ya su casa propia, es frecuente encontrar que se hagan construcciones y/o remodelaciones en edificaciones. Por supuesto, algo que nunca puede faltar en una vivienda ni en un negocio es el piso, y es por ello que homify te trae en esta oportunidad información sobre especialistas en la aplicación de esta parte tan importante de toda construcción.

Funciones de un instalador de pisos

En términos generales, un instalador de pisos:

  • Realiza y verifica mediciones y croquis de las superficies en las que colocará el piso.
  • Elabora el presupuesto.
  • Planifica y organiza el trabajo.
  • Prepara las superficies en las que ejecutará su trabajo.
  • Instala los pisos siguiendo parámetros de diseño previamente establecidos. Es posible que el diseño haya sido creado por ti, por él o por el arquitecto encargado de tu proyecto.
  • Realiza las terminaciones de los suelos instalados, de acuerdo al diseño planificado.
  • Posee un conocimiento —al menos básico— sobre el Reglamento de Acondicionamiento Territorial y Desarrollo Urbano, D. S. N° 027-2003-Vivienda, para laborar en Perú en el campo de la construcción sin problemas.
  • Cumple con normas de seguridad, higiene, medioambiente y estándares de calidad: uso adecuado de herramientas, materiales, equipos y elementos de seguridad (cascos, guantes, botas, lentes protectores, mascarillas con filtros y rodilleras).

Escogiendo el material para el piso

Se estila escoger el material o tipo de suelo dependiendo del área de la edificación en la que se vaya a trabajar, tomando en cuenta el tránsito que vaya a tener el espacio, así como el peso que vaya a soportar y las veces que se vaya a limpiar. Otros factores a considerar son la exposición al agua, al sol y a la humedad. 

A continuación te presentamos algunos materiales entre los que puedes escoger:

  • Cerámica: gracias a su durabilidad, peso e impermeabilidad se pueden utilizar en cualquier área de la edificación, tanto en interiores como exteriores. Las más empleadas son las baldosas de cerámica rústica precurada. Las baldosas con capa superior esmaltada soportan muy bien el tránsito y el desgaste. Las antirresbalantes son ampliamente usadas en los baños.
  • Madera: los pisos de este material son cálidos, duraderos y muy funcionales. Es muy fácil realizar combinaciones entre este material, las paredes y los muebles. Cada tipo de madera tiene vetas y colores característicos, haciendo posible realizar variadas elecciones y/o combinaciones. Dependiendo del tipo de madera se puede utilizar tanto en interiores como en exteriores, acompañándolos de los químicos apropiados para resistir las inclemencias atmosféricas.
  • Porcelanatos: son ideales para las áreas espaciosas, debido al gran tamaño de sus placas. El esmalte que presentan —satinado, mate o brillante— los hace impermeables y resistentes a las grasas. El material es altamente resistente, por lo tanto es ideal para zonas transitadas. Las hay de imitación de madera y piedras naturales, entre otras.
  • Cemento y hormigón: este material ha ganado un repunte en su uso en los últimos tiempos, gracias a las técnicas y estilos que se están aplicando para sus terminaciones, lo que viene a sumarse a su ya tradicional impermeabilidad y durabilidad. El alisado en el hormigón ha promovido que su uso sea tendencia en la decoración industrial, así como en los interiores minimalistas, en la decoración nórdica, entre otros.
  • Pisos de vinil: gracias a que son fáciles de limpiar, resisten muy bien a la humedad y al agua, los revestimientos de PVC, vinil y flotantes son ampliamente utilizados en lavaderos, baños y habitaciones infantiles. Su aplicación sobre otros revestimientos es sencilla, por lo que se utilizan también para cubrir suelos ya desgastados, y sus diseños suelen ser muy agradables a la vista. Además, estos materiales son buenos aislantes térmicos y eléctricos.
  • Revestimientos de piedra y terracotas: son ideales para exteriores, ya que no necesitan muchos cuidados y son muy duraderos.

Tal como se mencionó anteriormente, el piso dependerá de la zona a aplicar. Por ejemplo, en la cocina y el baño se recomiendan suelos que soporten humedad y limpiadores, de allí que las cerámicas y porcelanatos sean los materiales favoritos para estas zonas, mientras que se evita usar la madera en ellas.

Personal con experiencia: la clave para un trabajo de calidad

Si bien es cierto que tú mismo puedes experimentar instalando, por ejemplo, la cerámica de tu hogar o negocio, y de esa manera le das otro uso al dinero que te ahorres, también lo es el hecho de que un piso mal instalado puede terminar en un resultado estéticamente desagradable (en el menor de los casos) o incluso en un suelo que se levante de repente (con explosión incluida). Por esta razón es preferible invertir en la contratación de un personal con experiencia que garantice un trabajo impecable.

Nunca olvides que cada vez que lo desees puedes consultar gratuitamente el sitio web de homify, y muy gustosamente te brindaremos la información que necesites para que el proyecto que hayas decidido emprender culmine exitosamente.

Buscar imágenes relacionadas